• Jaqueline Molina

Dando Gracias!

Actualizado: feb 29



¿Te has detenido alguna vez a contemplar un paisaje?, ¿Quizás, la puesta de sol que cada día ves al ir camino al trabajo, la escuela, tu casa?, ¿Alguna vez has contemplado ese color rosa en el cielo al atardecer?.


Muchas veces el ruido de la ciudad nos envuelve y olvidamos disfrutar de los instantes de ensueño que el universo nos regala, otras veces tan sólo vemos, tan sólo hacemos eso, vemos. La pregunta es, ¿agradecemos aquel momento?.


Cada circunstancia de la vida merece darle las gracias, no sólo  al bonito paisaje o  los pajaritos cantando cerca de tu ventana; también es importante agradecer cuando no se tiene un gran día o cuando no estabas preparado para un gran aguacero.

Valorar, respetar, amar y agradecer todo lo que sucede en nuestras vidas nos permite disfrutar cada instante desde adentro, no sólo con una sonrisa, sino con un suspiro de esos que sacan lágrimas, uno de agradecimiento por estar aquí y ahora.

Ir por la vida deseando vivir otra, es ser desagradecido con lo maravilloso que eres hoy.

Agradecer nos llena de amor para compartir, de amor para dar sin esperar remuneración, de amor para amarse así mismo.


Estar en discordia con todo lo que nos sucede  trae sufrimiento, que no sólo se recibe, también se da y lo reciben, quienes más nos aman.

No agradecer ciega el alma y entonces sólo contemplamos en el cielo el tono gris.